Apoyando a México N95

para cuidar a nuestros médicos y enfermeras

avatar

Publicado por: cliento.mx 29-09-2020

Compartir en:

El Search Engine Marketing, o SEM, es la táctica donde se utilizan estrategias de pago para incrementar la visibilidad de un sitio web en los motores de búsqueda.

El SEM es una de las formas más efectivas para hacer crecer tu empresa en un mercado cada vez más competitivo. Millones de compañías se encuentran en línea luchando por conseguir el mismo clic que tú deseas obtener. Por lo tanto, cada vez son más las que recurren al marketing en buscadores para promocionarse e incrementar sus ventas.

 

A continuación, te compartimos algunos conceptos básicos sobre SEM y consejos para hacer una estrategia digital exitosa.

 

Conceptos clave del SEM

El Search Engine Marketing (SEM) o marketing en buscadores consiste en la práctica de promover una marca, producto o servicio utilizando anuncios pagados que aparecen en las páginas de resultados de los motores de búsqueda (search engine results pages o SERP).

 

Los anunciantes ofertan por palabras clave que los usuarios de buscadores como Google o Bing pueden ingresar al buscar ciertos productos o servicios; con ello, tienen la oportunidad de que sus anuncios aparezcan junto con los resultados de esas consultas online.

 

Estos anuncios, conocidos principalmente por el término de pago por clic (PPC), vienen en una variedad de formatos. Los más comunes están compuestos sólo por texto, mientras que otros son más visuales, como los anuncios de listado de productos –por ejemplo, los ads de Google Shopping– que funcionan como un catálogo que permite a los consumidores ver una imagen del producto y el precio.

 

La mayor fortaleza del SEM es que ofrece la oportunidad de colocar anuncios en los primeros resultados ante clientes potenciales que ya están listos para realizar una compra. Ningún otro medio publicitario puede hacer esto, por ello, el marketing en buscadores es tan efectivo.

 

SEM versus SEO: ¿Cuál es la diferencia?

En general, la diferencia está en que el SEM se refiere a las búsquedas de pago, un sistema donde las empresas pagan a Google para mostrar sus anuncios en los resultados de búsqueda.

 

Por otro lado, con el SEO (Search Engine Optimization) las empresas no le pagan al motor de búsqueda por el tráfico y los clics; más bien, obtienen un lugar gratuito en los resultados de búsqueda gracias a que muestran contenido relevante para los usuarios.

 

Tanto SEO como SEM son fundamentales para tu estrategia de marketing en línea. El SEO es una forma poderosa de generar tráfico orgánico y atraer a los usuarios que se encuentran en la parte superior del funnel, mientras que los anuncios en los motores de búsqueda son una manera muy rentable de generar conversiones para los usuarios que están en la parte inferior del funnel.

 

posicionamiento-seo-y-sem

 

Palabras clave: la base para un SEM exitoso

Las palabras clave son la columna vertebral de una estrategia SEM, ya que, al realizar una consulta, los usuarios las ingresan en los motores de búsqueda para encontrar lo que desean. Por lo tanto, te compartimos algunas claves para elegir los mejores términos:

 

¿Cómo elegir palabras clave para SEM?

Antes de elegir qué palabras clave usarás en tus campañas pagadas, debes realizar una investigación exhaustiva para encontrar cuáles son los mejores términos para tu campaña.

 

Primero, debes identificar palabras clave que sean relevantes y que los posibles clientes puedan usar cuando busquen tus productos y servicios. Una forma de lograr esto es mediante el uso del Keyword Planner de Google.

 

Simplemente debes ingresar uno o varios términos que consideres importantes para tu sector y la plataforma te mostrará sugerencias de palabras clave relacionadas, así como información valiosa como el volumen de búsqueda de cada palabra, el nivel de competencia existente y el costo.

 

Además, esta herramienta también te revelará los términos de búsqueda que debes excluir de tus campañas, conocidos como palabras clave negativas, aquellas que se consideran irrelevantes y que es muy poco probable que generen conversiones. Por ejemplo, si vendes muebles, posiblemente desees excluir el término “cómo construir un mueble”, ya que es poco probable que los usuarios que buscan información sobre cómo hacer un mueble por sí mismos deseen comprar uno.

 

A esta acción se le conoce como intención de búsqueda, se refiere a la probabilidad de que un cliente potencial complete una compra o realice otra acción deseada después de buscar un término específico. Existen palabras clave que tienen una fuerte intención e indican que el usuario quiere comprar algo.

 

Algunos ejemplos de palabras clave con una fuerte intención incluyen:

 

  • Comprar
  • Descuento
  • Oferta
  • Cupón
  • Envío gratis

 

<< Keywords: ¿cuántas se consideran demasiadas? Conoce el caso de Restoration Hardware >>

 

¿Cómo funciona la subasta de anuncios?

Una de las ideas erróneas más comunes sobre el SEM es que el primer lugar lo gana quien cuenta con el mayor presupuesto publicitario. Aunque un presupuesto más grande puede ser ventajoso, especialmente en palabras clave altamente competitivas, está lejos de ser un requisito para tener éxito.

 

Esto se debe a que, antes de aparecer junto a los resultados de búsqueda, todos los anuncios pasan por un proceso conocido como la subasta de anuncios, el cual sucede cada vez que alguien realiza una consulta en Google.

 

que-es-search-engine-marketing-sem-Cliento-Abr20-01 (1)

 

Para participar en la subasta, una vez que hayas identificado las palabras clave que deseas ofertar, debes declarar cuánto estás dispuesto a pagar por cada clic para que tus anuncios aparezcan junto a los resultados relacionados. Si Google determina que las keywords por las que has ofertado forman parte de la consulta de un usuario, tus anuncios se ingresan en la subasta.

 

Es importante mencionar que no todos los anuncios aparecerán en cada búsqueda. Esto se debe a que la subasta toma en cuenta diversos factores para determinar su ubicación en el SERP; además, no todas las palabras clave tienen la intención suficiente para justificar la visualización del anuncio. Sin embargo, los dos elementos principales que Google evalúa en el proceso de subasta son: la oferta máxima y el nivel de calidad del anuncio.

 

La oferta máxima se refiere a la cantidad máxima que estás dispuesto a pagar por un clic, mientras que el nivel de calidad mide qué tan útil resulta tu anuncio para los usuarios basándose en aspectos como Click-Through Rate (CTR), relevancia y calidad de la landing page. Google calcula estas métricas durante la subasta para determinar la ubicación de la publicidad. El resultado de este cálculo se conoce como ranking del anuncio.

 

que-es-search-engine-marketing-sem-Cliento-Abr20-02 (1)

El nivel de calidad resulta de suma importancia para una estrategia SEM porque obtener un puntaje alto en este aspecto puede ayudarte a lograr una mejor posición de tu anuncio a menor costo, ya que Google favorecerá que sea relevante y útil para el usuario.

 

 

Compartir en:

Mantente al día con los mejores artículos y recursos de marketing